EPOS LAB

Programa:

“Tensión tranquila”. De Javier Torres Maldonado. Estreno. Pieza para oboe y electrónica. 

“Epos Lab 2019”. De Carolina Cerezo, José María Sánchez Verdú y Sergio Blardony.

  • De la casa grande/ CAROLINA CEREZO DÁVILA. Sobre un poemario de Rosana Acquaroni. Mezzosoprano, saxofón alto, percusión y electrónica

  • KELAIA (Libro de los vientos)/ JOSÉ MARÍA SÁNCHEZ-VERDÚ. Sobre textos poéticos de Nieves Muriel. Soprano, mezzosoprano, saxofón tenor/egipcio, percusión y electrónica

  • Lo grotesco (y ahora escucha, por dentro)/ SERGIO BLARDONY. Sobre textos poéticos de Pilar Martín Gila. Soprano, mezzosoprano, saxofón bajo, percusión y electrónica

Intérpretes:

«Tensión Tranquila».

  • Pilar Fontalba, oboe.

«Epos Lab».

  • Margarita Rodríguez (soprano),
  • Marta Knörr (mezzosoprano),
  • Andrés Gomis (saxofones),
  • Eloy Lurueña (percusión),
  • Raúl Marcos (actor y puesta en escena),
  • Sergio Blardony (electrónica).
  • Textos de las poetisas: Nieves Muriel, Pilar Martín Gila y Rosana Acquaroni.
Sobre Tensión Tranquila (2019-2020), para oboe y dispositivo electrónico.
De Javier Torres Maldonado.

Obra encargada por el Colectivo E7.2 a Javier Torres Maldonado. Compuesta a lo largo de un año de trabajo en el que fue fundamental la colaboración e intercambio de ideas sobre las técnicas del instrumento con la oboísta Pilar Fontalba. 

Tensión tranquila I es la pieza inicial de un ciclo en el que pretendo explorar ideas musicales y técnicas instrumentales cuya naturaleza apunta a la esencia interior del gesto, a su simplificación y amplificación extrema. El título alude al carácter resultante del actuar sobre el material a partir de este principio.

En Tensión tranquila I hay una idea bastante inusual en la música que he compuesto en los últimos años, puesto que su naturaleza no está ligada a un sonido preexistente, ya sea «natural» o «artificial», sino que nace precisamente de un gesto instrumental al extremo, que depende de la fisicalidad de la acción del ejecutante sobre el oboe: es un glissando muy lento, amplio en registro, regular y extremadamente largo (la primera vez que ocurre dura más de 2’20 «y el intervalo total cubre una séptima mayor, el segundo glissando transcurre dentro de un intervalo de sexta mayor y dura al menos 42 «.) Este gesto se multiplica y refleja de muchas formas diferentes en la parte electrónica, gracias a diferentes tratamientos en tiempo real. Como la piedra que precede a la escultura, en cierto sentido estos dos glissandos me ayudaron a preesculpir la forma de toda la pieza.

Por otro lado, en Tensión tranquila I convergen también algunas ideas ya presentes en la música que compuse anteriormente y sobre todo en la parte electrónica: son técnicas a través de las cuales intento establecer un vínculo entre objetos sonoros procedentes de la realidad.

Los tipos de manipulación de los mismos, a través del artesanado compositivo que incluye también la ayuda de herramientas informáticas, como en piezas precedentes están aquí presentes y se reflejan de manera a veces evidente, manteniendo en diferentes momentos estrechos vínculos con la estructura de los objetos sonoros de origen y con sus cualidades perceptivas.

Algunos de los objetos básicos son sin embargo el resultado de elaboraciones pre-composicionales (en particular utilicé, para una muestra de sonidos producidos por diferentes pájaros, técnicas de síntesis cruzada entre el objeto sonoro original y diferentes manipulaciones del mismo), de modo que su naturaleza «natural» se transformó en «artificial». Otros materiales concretos básicos provienen de la envolvente presente en la muestra de una copa de cristal y su resonancia, así como del sonido que produce la rotura de la misma, por supuesto se incluyen otros sonidos provenientes del mismo oboe, especialmente “whistle-tones” y sonidos que presentan una relación con el ruido próxima .

Las distintas interacciones de la parte instrumental con estos materiales y los procesos resultantes no siempre conservan su carácter aparentemente opuesto, ya que en diferentes momentos es el propio oboe el que asume diferentes rostros provenientes de los objetos concretos.

Al final de la pieza reaparecen los glissandos del oboe superpuestos a la percusión de los «cristales» y su resonancia, pero esta vez, aunque sea más breve, se amplifica de nuevo la naturaleza del gesto y la composición espectral general: esto no sólo se debe a la superposición y complementariedad de los sonidos instrumentales y electrónicos descritos, sino también al hecho de que esta vez los glissandos son ejecutados por el instrumentista sobre varios multifónicos que, por su propia naturaleza, están en contradicción con la técnica instrumental ordinaria necesaria para producir precisamente glissandos. Estos multifónicos en glissando no se obtienen mediante la electrónica sino exclusivamente gracias a técnicas instrumentales innovadoras desarrolladas por Pilar Fontalba.

Sobre Epos Lab

EPOS Lab es un proyecto interdisciplinar pionero en España que indaga en la relación entre música y palabra en un contexto escénico. Involucra a diferentes actores del proceso creativo: compositores, artistas sonoros y escritores, cantantes, intérpretes instrumentales, actores, improvisadores, responsables de la puesta en escena, artistas visuales o ingenieros de sonido para generar diferentes propuestas artísticas

Estos equipos interdisciplinares crean, a lo largo de diferentes sesiones, una serie de piezas musicales en las que el texto tiene una especial relevancia.

SI QUIERES CONOCER CÓMO SE HA GESTADO ESTA, PINCHA AQUÍ

Cada edición del laboratorio, una anual desde hace tres años, se desarrolla a través diferentes sesiones de investigación que desembocan en el montaje de un concierto escénico, a partir de las obras y experiencias trabajadas durante todo el año con los compositores y poetas invitados.

EDICIÓN 2019

En esta edición, que es la que llega a Pamplona, el laboratorio ha invitado a dos compositores, uno de extensa trayectoria como José María Sánchez-Verdú (Premio Nacional de Música 2003), y una autora joven con gran proyección, como es Carolina Cerezo Dávila.

Las poetas invitadas a esta edición han sido dos importantes voces de la literatura española, Nieves Muriel y Rosana Acquaroni. Sobre sus textos han trabajado los compositores invitados.

Además del equipo residente de EPOS Lab, esta edición se cuenta con unos intérpretes invitados de lujo, como son el saxofonista Andrés Gomis, la soprano Margarita Rodríguez y el percusionista Eloy Lurueña.

El laboratorio tiene una temática que lo atraviesa y es común en las tres obras que componen el programa del concierto-escénico. Se trata de una temática con dos elementos relacionados: por un lado la figura de la casa, el lugar, el espacio cerrado (a veces simbólicamente) que se muestra como un aspecto importante, tanto en la música como en el contenido literario. Por otro, la presencia de dos personajes relacionados, las figuras de la madre y la hija.

En la pieza `De la casa grande´ de Carolina Cerezo y Rosana Acquaroni, la casa se sitúa en el centro, en el lugar desde donde la hija observa la presencia de la madre y sus fantasmas en la memoria.

En `Kelaia´, de José María Sánchez-Verdú y Nieves Muriel, es la jaima la que delimita el espacio, un espacio en el que se mueven, presentes, hija y madre. Dentro de la jaima o en el desierto, los vientos definen de algún modo esta relación.

`Lo grotesco (y ahora escucha por dentro)´, obra de Sergio Blardony y Pilar Martín Gila es un trabajo sobre lo grotesco, y es su etimología –la gruta- la que alberga un espacio referencial en la primera parte. En la segunda, la figura del parto se muestra como una salida del cuerpo, una apertura terrible al mundo.

Fecha

Oct 21 2020
Expired!

Hora

20:00 - 22:00

Coste

10€

Localización

Pamplona
Teatro Gayarre
Categoría

Organizador

Festival After Cage
Correo electrónico
colectivoe7.2@gmail.com

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *